Te Está Llamando: En la Salud y en la Enfermedad

Standard

En la Salud y en la enfermedad…hasta cuándo vamos a ser fieles a Dios en la Salud, así cómo también en la enfermad? Si, no me refería a una boda…pero sigan leyendo. 

Eso es lo que siempre pasa, verdad? Cuando tenemos Salud y todo va muy bien, nos olvidamos de Dios. Ah pero claro, vamos a la iglesia y hacemos nuestras oraciones de rutina. Nuestra Biblia está al lado de nuestra cama, y la sacudimos para ir a la iglesia. Todo es perfecto, no? 

Pero si todo está bien, porqué cuando pasa algo terrible nos sentimos tan vacíos? ¿Tan desesperados? ¿Tan solos? ¿Porqué nos sentimos como si Dios nos abandonó? 

Lo que pasa es que Dios no nos dejó. Nosotros fuimos los que nos apartamos de él. Y como Dios nunca nos va forzar, nos deja seguir el camino que nosotros queremos tomar. 

Mira, lo que escribí arriba no me lo invente; realmente me pasó eso. Mi vida era perfecta, y después de la noche a la mañana mi mundo se puso al revés. Tenía como unos 13 años, y mi abuela tuvo un accidente horrible. No me voy a meter en detalles (algún día les contaré todo en detalles), pero lo que importa es que yo nunca había pasado por nada igual. Mi abuela fue llevada al hospital, y después el mismo hospital la puso en una casa de ancianos para que…para que muriera allí. Porque, como iba una anciana de casi 90 años sobrevivir quemaduras de tercer grado, verdad? Así que pues la avientan en un asilo. Ah, como me dio coraje eso! 

Bueno, en medio de todo eso, yo estaba deshecha. A raíz del accidente de la abuela, pasaron muchas otras cosas que me dejaron muy triste. Me sentía sola—sentía como si mi oraciones solo llegaban al techo. Y fue allí donde me di cuenta que realmente yo no conocía a Dios. Y fue cuando empecé a conocerlo mejor. Sentía tanta paz después de pasar tiempo con Él, y supe que todo iba estar bien porque Él tenía el control.

Mi abuela si sobrevivió el accidente. Regresó a casa, y todos estábamos felices. La parte triste? Bueno…aprendí muchas cosas, pero así como las cosas empezaron a regresar a la normalidad, yo también empecé a ser como era antes. 

Algo peor venía en camino. 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s